Ejercicio de asociación mental: Vamos, piensa rápido, lo primero que se te ocurra sobre… «Profesor de Universidad».
Vale, hemos coincidido, señor de mediana-avanzada edad, con gafas, poco pelo, canoso y vestido con una desvencijada americana de tweed que compró el mismo año en el que empezaba a dar clase, es decir hace 25 años. En esto que llega el nuevo Hombre Silbon, Javier Cachón, y nos muestra de forma divertida y apasionada que el profesor de Universidad puede ser algo «distinto». Siempre tiene que haber un profesor popular ¿no?
De tradición de maestros, siguió el camino familiar, pero lo hizo a su manera. Deportista de alto nivel, llegó a ser jugador profesional de fútbol sala y con una imagen fusión entre todos los estilos que ha ido conociendo, inquieto y seguro de si mismo, no rehuye las miradas de los demás y se ha acostumbrado a convivir y sentirse cómodo con ellas. Sabe sacarle partido.
Si tu oficio es enseñar siempre tienes que contar con dotes de liderazgo para calar en los alumnos, si tu oficio es enseñar a enseñar, el carisma puede guiar a tus conocimientos para poder transmitirlos. Estilo y personalidad de este jienense que nos ha conquistado con su potente e impactante imagen.

Si tu oficio es enseñar siempre tienes que contar con dotes de liderazgo para calar en los alumnos, si tu oficio es enseñar a enseñar, el carisma puede guiar a tus conocimientos para poder transmitirlos.

¿Cuánto de vocación hay en la enseñanza para ti?

Pues todo, en mi familia casi es un delito no continuar con la tradición de la docencia. Mi madre es la primera mujer catedrática en España en el área de la didáctica de la educación física. Mis tíos, tías, padre, son en su mayoría profesores y maestros, supongo que todo esto ha ayudado a que yo siempre haya querido ser docente.

¿Resulta difícil enseñar a enseñar?

Digamos que a día de hoy es un reto, el alumnado que me llega viene con la cultura de la nota más que de la formación, estudian para aprobar en lugar de para aprender. Así es complicado enseñar armas docentes para que se formen como maestros, la didáctica, la oratoria, la retórica y pedagogía en general carecen de sentido si se enseñan a personas que no están apasionadas por aprender sin importarles la nota.
Además, últimamente percibo unas generaciones con inquietudes que nada tienen que ver con llenar sus vacíos culturales, lamento ser tan crítico aunque matizo que es un porcentaje alto pero no total.

Deportista, en forma, y con una potente imagen. ¿El profesor popular de la Universidad?

Bueno, no puedo negar que soy conocido por parte del alumnado, sobretodo por el de la facultad de humanidades y ciencias de la educación. Pero es cierto que mi cercanía y mi pedagogía innovadora a la hora de dar las clases ayudan a ello, a parte de una imagen poco convencional de profesor universitario, está claro.

Cuéntanos como surge cambiar tu deporte , el fútbol sala, por el pádel.

El fútbol sala en edad formativa y de forma profesional me ha hecho como persona, me ha dado mucho, amistades, me ha hecho viajar, me ha pagado parte de mis estudios, también me ha dejado un legado importante de lesiones de las cuales he salido fortalecido. Pero como todo en la vida tiene su momento, y hubo uno en el cual ya no me aportaba lo que yo necesitaba en ese momento de mi vida, y entonces apareció el pádel, un deporte que si llenaba todos los niveles que yo demandaba en un deporte, un gran componente social y de respeto con fairplay y por supuesto, competición.

En cuestión de imagen, si bien nos confiesas que no te molesta captar las miradas, ¿Cuales son tus gustos? ¿Como eliges qué ponerte y con qué prendas te sientes más cómodo?

Estamos programados para diferenciarnos, para gustar… El captar las miradas no es acto provocado, pero si que surge a veces… Para nada me molesta, todo lo contrario, me siento cómodo.
No tardo en elegir la ropa, pero si cuido mucho que vayan en armonía tanto entre si al combinarlas como para el momento del día en el que la llevo, sea una clase de teoría en la Universidad, una comida fuera de casa, etc.
Valoro mucho lo exclusivo, lo difícil de conseguir, la calidad del material, la funcionalidad y por supuesto el diseño.

Entre tus aficiones, una muy Silbon, las vespas ¿De dónde viene?

La primera vez que vi una vespa fue en la película «Vacaciones en Roma» esa 125N «manillar de tubo» me dejó marcado. Con el tiempo en España en los 80 y 90 me enamoré de un modelo que veía en la playa en los veranos, la vespa «primavera». A partir de ahí era sólo cuestión de tiempo. Crecí documentándome sobre la mecánica e historia, como hobbie. Y hace unos 10 años con poco que ahorraba compraba algún modelo a bajo coste por su estado y lo restauraba de motor, de pintura, etc. Tengo 3 y son «mis niñas» una vespa super 125 del 69 con temática militar, una v50 del 59 con temática «newyorker» y una primavera 125 del 80 con temática vaquera. Las saco a diario y montarlas es uno de los mejores momentos del día.

¿Sabemos que la cultura japonesa te atrae ¿Por qué razón la gente que suele visitar aquel país regresa fascinado?

Por el civismo, por su respeto a las personas y a todo lo que hacen en su día a día. Es una cultura descomunal, deberíamos aprender tanto de ellos. Tiendas sin alarmas, sin corrupción, ejemplo de cuidado a su entorno. Luego también tienen sombras, ¡ojo! Les cuesta mostrar emociones y son esclavos de la perfección, pero es un lugar en el cual te muestran que se puede vivir en armonía y feliz sin molestar a nadie. Tuve la suerte de estar un mes en una estancia como profesor y volví impresionado. Shibuya centro de tendencias de Tokyo es uno de los lugares más increíbles del mundo.

¿Como conociste Silbon?

Es inevitable ir por cualquier ciudad importante y no detenerte a mirar cualquier tienda Silbon, Granada, Málaga, Madrid, Jaén… Es un concepto diferente de tiendas, cuidadas para que cuando entres estés cómodo y quieras todo. A parte su blog de moda está pegando cada vez más fuerte, y reconozco que tengo amigos que visten Silbon y es inevitable hablar de ello.

La hora del test

1 Básico en tu armario
Zapatos y zapatillas.

2 Prenda favorita.
Camiseta.

3 Complemento
Relojes y gafas de sol.

4 ¿Sigues las tendencias de moda?
Intento, pero por el hecho de que impongan lo que llevar, sino por valorar lo que sale nuevo.

5 Un icono del estilo
Steve Mcqueen.

6. Una ciudad para vivir
Tokyo.

7. Una ciudad para visitar
Nueva York.

8. Una comida.
Solomillo de buey (punto más)

9. Un trago.
Red bull bien frío.

10. Una película
«El Ultimo Samurái»

11. Un libro
«El Guardián entre el Centeno» JD Salinger.

12. ¿Qué estás leyendo actualmente?
«La reforma de la ley de educación».

13. ¿Qué música escuchas?
Indie español: Vetusta Morla, Supersubmarina, Love of Lesbian.

14. Un sueño
Que mi hija sea feliz siempre.

15. tu definición de elegancia.
Es ir en armonía con lo que llevas puesto, es la manera en que lo vistes.

16. Silbon es…
Un estilo diferente.